Para quién está indicada la bichectomía

Bastantes personas no se sienten a gusto con su rostro porque lo ven demasiado redondeado, con los mofletes muy pronunciados. Esto se debe en bastantes ocasiones a la acumulación excesiva de grasa en las mejillas. ¿Te parece que puede ser tu caso? Si es así, no debes preocuparte. Has de saber que tu problema tiene solución gracias a la bichectomía, una sencilla intervención con la que se consigue un adelgazamiento facial y una apariencia del rostro estilizado, más armónico y juvenil. 

Lo más importante antes de nada es que averigües si esta intervención es adecuada para ti. En este post hablamos sobre para quién está indicada la bichectomía

El candidato ideal para un bichectomía

En el interior de nuestras mejillas, bajo los pómulos, suele acumularse grasa que hace de almohada y ayuda a los músculos a lubricar. Son las llamadas Bolas de Bichat. Todas las personas las tenemos, es normal, pero en algunos casos se muestran excesivamente desarrolladas, lo que configura una cara demasiado ancha y redondeada, podríamos decir que “mofletuda”. Estas bolas pueden eliminarse con una sencilla intervención que acostumbra a durar menos de una hora y cuyo objetivo es conseguir un rostro más equilibrado. Cuando acabes de leer este post tendrás claro para quién está indicada la bichectomía

Quizá te veas reflejado o reflejada en la descripción anterior y te preguntes si serías el candidato ideal para una bichectomía. Seguidamente, te aportamos otras pistas que te ayudarán a valorarlo.

En primer lugar, debes fijarte en si tu rostro es demasiado redondo. De ser así, puede que, aunque tengas unos pómulos bien marcados y correctamente definidos, estos queden escondidos bajo unas mejillas demasiado prominentes. Si reúnes estas dos condiciones, eres el candidato ideal para una bichectomía. Con ella se definirán más pómulos y mejillas, mejorando mucho el aspecto del tercio medio de tu cara. 

Si, por el contrario, tus pómulos son pequeños o están poco definidos, no es aconsejable que te sometas a una bichectomía. Aunque, por supuesto, tú eres quien decide si quieres mejorar o no tu apariencia, ten en cuenta que la última palabra la debería tener siempre el experto en estética, es decir, el cirujano. Si albergas dudas sobre si te conviene o no esta intervención, lo más razonable es que consultes con uno de confianza. 

Antes de pedir opinión a un especialista, es importante que tengas la información básica sobre en qué consiste esta cirugía. La bichectomía es una intervención ambulatoria, es decir, no necesita hospitalización, y se realiza con anestesia local. Consta de tres pasos:

  1. Se realizan dos incisiones muy pequeñas en el interior de la boca, por lo que no quedarán cicatrices visibles en la piel. 
  2. A través de las incisiones se extraen las bolas de Bichat. 
  3. Se practica la sutura. Esta normalmente es reabsorbible y transcurrido un tiempo desaparecen los puntos por reabsorción biológica. 

Planteamos ahora tres cuestiones de las que has de estar al tanto. 

¿Cómo sé si soy apto para una bichectomía?

En principio, cualquiera mayor de 18 años que lo desee puede someterse a una bichectomía, pero la intervención está más indicada en determinados casos. El candidato idóneo es la persona cuyo rostro es demasiado redondeado a causa de una acumulación de grasa en las mejillas, circunstancia que acentúa los mofletes. 

Dicho esto, es preciso que el cirujano valore si eres o no candidato al procedimiento y, en caso de serlo, decidir la cantidad de adiposidad que debe retirarse. 

Con una bichectomía, ¿hay riesgo de que mi expresión sea menos natural?

Para evitar que esto pueda suceder, se realiza en todos los casos un minucioso estudio facial previo. En Clínica Birbe damos a este primer paso una relevancia especial para asegurarnos que la intervención no afecte de ninguna manera a tu expresión natural. Tu rostro seguirá siendo el tuyo, pero mejorado. 

¿Necesitaré cuidados especiales después de una bichectomía?

Tras la intervención apenas sentirás molestias. Sin embargo, el médico te recetará analgésicos y colutorios para evitar una posible infección de la zona operada y de las incisiones. Si la notas algo inflamada, el hielo la disminuirá. Aunque a partir del día siguiente podrás llevar una vida normal, debes evitar de momento la actividad física intensa hasta la visita control con el cirujano. 

¿Imaginas que con una bichectomía podrías estar más satisfecho del aspecto de tu rostro pero no estás del todo seguro? No te quedes con la duda y acude a un experto. En Clínica Birbe de Barcelona te aconsejaremos lo que más te convenga y, en caso de que te decidas, te garantizamos los mejores resultados. Pide una primera cita con alguno de nuestros expertos. Llama al teléfono: +34 932 124 737, envía un WhatsAapp al tel: +34 626 852 363 o contacta con nosotros.

Artículos relacionados

¿Quieres más información?
Escríbenos a través del siguiente formulario:

    Deseo estar al día de las novedades de la clínica